Hondarribiak bere I. Musika-Film Laburren Jaialdia estreinatuko du

  • Hondarribiak bere I. Musika-Film Laburren Jaialdia estreinatuko du

Han pasado más de tres años y una pandemia desde que empezaran a trazarse las primeras líneas de lo que ha acabado siendo el Festival de Cortos Musicales que Hondarribia celebra del 3 al 5 de diciembre. De la mano de la Asociación Cultural Amua, tres sesiones de proyecciones y mucho más. Hablamos con Ernesto Toledo, su responsable, sobre la puesta en marcha del Festival y sus expectativas de futuro.



¿Cuál es el origen del Primer Festival de Cortos Musicales de Hondarribia? ¿Cómo comienza su historia?

El origen del festival se remonta a 2018, cuando arrancamos el primer festival AMUA. Era un festival que hasta este mismo año tenía la música como eje principal, pero no había solo conciertos. De hecho, es lo que menos había. Tuvimos radio en directo, debates, proyección de películas documentales, proyección de videoclips, charlas, feria vinilos, conciertos y muchas otras actividades.

A medida que íbamos realizando ediciones muy distintas entre ellas –como por ejemplo, un especial de rumba catalana o una edición dedicada a Elvis Presley– nos dimos cuenta del poder de la combinación de imagen y música y eso fue lo que nos llevó a lo que hoy AMUA quiere ofrecer al público.


¿Con qué objetivos se pone en marcha?

Los objetivos son varios. Ante todo, el disfrute de la cultura en formato de cortometraje musical. Por otro lado, acercar al público obras cinematográficas en pantalla que de otra manera sería casi imposible que se diera. También apoyar a los realizadores y realizadoras que apuestan por un formato minoritario pero que, como se podrá comprobar en las tres sesiones en las que están divididas las dieciséis obras seleccionadas, es de una calidad excepcional.


¿Qué parte es la más laboriosa de iniciar desde cero en un proyecto como este?

Sin duda la logística del personal técnico, las invitaciones… Gestionar tres días de distintos formatos como es radio, DJ, proyecciones, conciertos… requiere de muchos y distintos aspectos técnicos. Hay mucha gente detrás de este proyecto para que pueda salir adelante.

La comunicación es otro pilar al que le dedicamos mucho esfuerzo y lleva horas de trabajo, así como la gestión de la contabilidad.


Los cortometrajes protagonistas pertenecen a géneros fílmicos diversos. ¿Qué desarrollo tiene este tipo de obras? ¿Cuáles son sus características propias?

Efectivamente este es un festival de cortometraje musical que engloba todos los géneros: documental, ficción, animación, videoclip, etc.. Creemos que la mezcla de música e imágenes puede proporcionar obras de gran calidad, pero sobre todo con la capacidad de transmitir.

Si escuchas o lees a los grandes realizadores de cine, le dan gran importancia no solo a la música, sino también al sonido. Estas obras de duración corta tienen la capacidad, en muchas ocasiones, de impactarnos como espectadores y espectadoras.

Por eso un festival con obras de estas características que se pueda celebrar en un auditorio con la calidad de audio y video como es Itsas Etxea es un verdadero lujo.


La sección oficial tuvo abierta la inscripción entre abril y junio. ¿Qué sensación habéis tenido respecto a los trabajos recibidos?

Pues desde la perspectiva de la primera edición, la verdad que muy buena. Se han recibido 64 obras, de las cuales el comité de selección ha elegido 16 para concurso.

Y a su vez, el jurado ha elegido la ganadora, segundo y tercer premio. Estamos contentos con la calidad de los trabajos. Y seguros de que las tres sesiones de proyección dejarán huella.


¿Cuáles han sido los criterios de selección para configurar la lista definitiva a concurso?

El criterio principal para la selección de las obras ha sido que la música sea la protagonista indiscutible.

Probablemente ha sido el criterio que nos ha llevado a descartar una gran cantidad de obras. Un cortometraje en el que la música simplemente acompañe no se ha considerado como cortometraje musical.


El programa incluye actividades complementarias, además de las proyecciones. ¿Qué os gustaría destacar?

La presentación del festival el viernes día 3 a las 19:00 irá acompañada de un show de producción propia que cumple con la filosofía con la que nació AMUA. Un viaje a la música de Miles Davis que compuso para la banda sonora de la película “Ascensor para el cadalso”.

De la mano de Josemi Beltrán (director del Festival de Terror de Donostia y de la Unidad de Cine del Ayuntamiento de Donostia) como narrador y de Luko & Royo como Dúo de jazz (piano y trompeta), nos adentraremos en un club de jazz donde nos contarán la fascinante historia detrás de la música y película de Miles Davis.

Por otro lado, la entrega de premios el domingo 5 de diciembre irá acompañada por una sesión de proyección fuera de concurso con los cortos ganadores de In-Edit de este año, además de un conciertón del aclamado Tito Ramírez que vendrá con sorpresa incluida.


¿Qué recorrido quisierais que tuviera el Festival?

En primer lugar, remarcar que desde esta primera edición, hemos llegado a un acuerdo de colaboración con el festival de documental musical In-edit. Este pionero festival, tiene sedes en Madrid, Países Bajos, Brasil, Chile y otros países más. Ahora también contará con su único festival de cortometraje musical.

La idea que tenemos es que nos convirtamos en un festival internacional el año que viene, sin perder la esencia de ser y estar en Hondarribia.

 

(2021eko azaroaren 24an argitaratutako Berezia).

Euskadi, auzolana